¿Ecología?

carrefour-180

Mientras las grandes empresas se rien en la cara de sus clientes y mientras la estupidez generalizada de no saber en que mundo vivimos haga que algunos confundan “buenas intenciones” con buenos negocios, mientras tanto, las empresas incrementan sus beneficios a costa de sueldos miserables y precios desproporcionados entre lo que pagan a productores y lo que venden en las estanterías.

La gente que cree que hay interés ecológico alguno en la supresión de las bolsas de plástico de grandes superficies deberían pensar seriamente en informarse como funciona verdaderamente este mundo.

La responsabilidad primera en el reciclaje es de las empresas productoras de los productos y de la gestión gubernamental.Penosas ambas.
La gente inteligente recicla las bolsas de plástico de los supermercados para tirar la basura que debería estar tratada adecuadamente por parte de los gobiernos en vez de cargar con la monserga de la ecología al ciudadano mientras exportan toneladas de residuos tóxicos a paises tercermundistas y luego venden los nuevos productos ecoilógicos destinados a durar lo justo para empezar un nuevo ciclo de despilfarro e ineficiencia.

Lo único que corre peligro en este planeta es el ser humano.
Mientras se nos vende la etiqueta de ser ecológicos millones pasan hambre o viven en condiciones lamentables sin que eso se considere antiecológico.

Eso es simplemente la consecuencia de vivir en una granja gestionada por parásitos que siembran y comen de la estupidez humana que con tanto esfuerzo adoctrinan desde la infancia.

Cada vez que ustedes compran en un supermercado y les preguntan por la tarjeta tal o cual, lo que estan haciendo es conocer al dedillo y gratis lo que consumen y lo que no.Cuando lo consumen y cuando no,etc.

Esos datos son golosinas valiosas para crear perfiles y ser estudiadas psicologicamente.
Sin duda los supermercados y su intromisión en la intimidad personal por ridículos descuentos es un paso más en el ojo del gran hermano sobre todos nosotros.

Mientras tanto la depredación del ser humano y su tanteo con medidas de este tipo sirven para palpar de primer grado en que punto de estupidez generalizada nos encontramos para seguir vendiendo humo mientras el expolio del planeta y sobre todo del ser humano continua.

Ahora habrá que comprar bolsas de plástico para tirar la basura que seguirá siendo tratada inadecuadamente, pero las grandes superficies se habrán ahorrado millones de euros, no bajarán ni un centimo el precio de los productos que ya llevaban repercutido el precio de las bolsas de plástico (¿Alguien dijo gratis?) ,seguirán maltratando a los productores y cobrando porcentajes abusivos al consumidor y encima cobrarán por las nuevas bolsas en las que tendrán una buena tajada de beneficio y seguirán pagando sueldos de miseria a sus empleadas y empleados,…

Todas las empresas tienen dos rostros.Basta con mirar desde otra óptica para ver su verdadero rostro.

carrefour